YPF presentó un balance con pérdidas por US$137 millones

La petrolera de mayoría estatal, YPF, presentó esta tarde el balance de su último trimestre de operaciones, en el que si bien se destaca un alto nivel de inversiones en los campos de Vaca Muerta que le permitieron elevar un 1% su producción en comparación con el balance de mitad de año, el impacto del congelamiento de los combustibles en un contexto inflacionario le pasó factura y la petrolera terminó perdiendo 137 millones de dólares.

De acuerdo al documento presentado sobre el cierre del horario de la Bolsa de Valores de Buenos Aires, la compañía logró cerrar el trimestre que va de junio a agosto con un Ebitda ajustado, es decir un balance de ingreso antes de impuestos de 926 millones de dólares, un 8% menor al del balance pasado.

La operadora marcó en este trimestre un nivel de ingresos de 4.504 millones de dólares, lo cual es un 15,9% inferior al valor que había alcanzado en el mismo corte del año pasado. Esta caída en los ingresos llevó a que, con un plan de inversiones que se mantuvo -llegó en los primeros nueve meses del año a los 4.000 millones de dólares- el resultado neto del balance fuera negativo, por 137 millones de dólares. Y además marcó un flujo de caja libre también negativo de 379 millones de dólares.

Este valor marca un claro contraste con lo sucedido no solo en el trimestre anterior cuando el resultado neto había sido una ganancia de 380 millones de dólares, sino en especial con el mismo trimestre del año pasado cuando la ganancia había sido de 697 millones de dólares. En este corte del año, la comparación interanual es la más correcta, dado que se trata del período en el cual se registran las ventas del gas de invierno.

Lea la nota completa en Río Negro.

    Diplomatura en producción de litio