Biden: las ganancias récord no son aceptables para refinerías de petróleo

El presidente Joe Biden dijo a las refinerías de petróleo de Estados Unidos que los márgenes de ganancia sin precedentes son inaceptables y pidió una «acción inmediata» para mejorar la capacidad a medida que el alto precio de la gasolina alimenta una inflación récord y temores de una recesión.

«En un momento de guerra, los márgenes de ganancia de las refinerías muy por encima de lo normal que se transfieren directamente a las familias estadounidenses no son aceptables», dijo Biden en una carta enviada el miércoles a las principales compañías petroleras.

Biden dijo que su administración estaba preparada para tomar medidas «razonables y apropiadas» que ayudarían a las empresas a aumentar la producción en el corto plazo, y dijo que está ordenando a la secretaria de Energía, Jennifer Granholm, que celebre una reunión de emergencia sobre el tema en los próximos días.

El presidente agregó que el gobierno federal iniciará conversaciones con el Consejo Nacional del Petróleo, un comité asesor que representa a la industria, y pidió a las empresas que proporcionen al Departamento de Energía una explicación de por qué han reducido la capacidad y qué se podría hacer para abordar los precios de la gasolina que ahora promedian más de $ 5 por galón en todo el país.

Pero reiniciar las refinerías cerradas no es tan fácil como accionar un interruptor. Más de 1 millón de barriles por día de capacidad de refinación de petróleo de Estados Unidos, o alrededor del 5% del total, ha estado cerrada desde el inicio de la pandemia. Algunas instalaciones envejecidas se cerraron permanentemente a medida que el virus aplastaba la demanda de combustible. Otros están siendo modificados para producir diesel renovable en lugar de combustibles a base de petróleo en medio de una red de políticas federales que estimulan un cambio a la energía verde; esas conversiones pueden estar demasiado avanzadas para revertir el curso.

Biden ha intensificado sus esfuerzos políticos para abordar el aumento vertiginoso de los precios del petróleo en los últimos días, ya que las encuestas muestran que las preocupaciones por la inflación han perjudicado gravemente tanto su índice de aprobación como las perspectivas de los demócratas de retener el control del Congreso en noviembre. El S&P 500 registró una fuerte venta masiva a principios de esta semana, ya que los inversores se prepararon para la posibilidad de que la Reserva Federal más tarde el miércoles pueda señalar un aumento de las tasas de interés más alto de lo esperado anteriormente en un esfuerzo por controlar la inflación.

Lea la nota completa en Rigzone.

    Diplomatura en producción de litio