El litio consolida su tendencia bajista

El litio, el metal ligero utilizado para fabricar baterías de coches eléctricos considerado “el nuevo petróleo” por su importancia a nivel industrial, continúa cayendo y preocupando a los empresarios.

Desde el pico de 2022, cuando Elon Musk, director de Tesla, señaló que el litio alcanzó “niveles locos”el precio ya retrocedió más de un 80% hasta la actualidad.

Aunque las cotizaciones de los contratos de litio operados suelen ser privados, en China son públicos, por lo que se dio a conocer que bajaron de US$ 80.000 por tonelada métrica a menos de US$ 14.000 este mes.

«Estamos en otro mercado bajista», expresó Keith Phillips, de Piedmont Lithium. “Realmente creo que pasamos de la euforia hace dos años a la desesperación hoy. Alguien lo describió como pesimismo máximo”, añadió el ejecutivo en diálogo con Yahoo Finance.

“Gran parte de la oferta que podría entrar a bajo costo entró y agregó una gran cantidad de productos al mercado hasta el punto en que el mercado este año está pasando a un excedente durante los próximos tres o cuatro años antes de que la demanda finalmente alcance la respuesta de la oferta”, detalló Frank Nikolic, analista en CRU Group.

Por el exceso de oferta que impactó negativamente en los precios del litio, los productores están reduciendo el personal y los proyectos. Por ejemplo, Piedmont Lithium anunció que recortará el 27% de su fuerza laboral. En tanto, Albemarle dijo que también reducirá empleos y el gasto en un gran proyecto de refinería para bajar los costos generales.

Lea la nota completa en Forbes.

    Diplomatura en producción de litio