Subastas de petróleo y gas comienzan con poca respuesta de la industria

La primera venta de derechos de perforación de petróleo y gas en tierras federales por parte de la administración Biden generó el miércoles un escaso interés de la industria, mientras que grupos ambientalistas presentaron dos demandas separadas que buscan invalidar los resultados.

Las ventas, que continuarán el jueves y cubrirán ocho estados, fueron vistas como una prueba de la demanda de acres federales por parte de la industria petrolera en medio de los crecientes precios del combustible y los llamados del presidente Joe Biden para aumentar la producción nacional.

El primer día de licitación de 120.000 acres en Wyoming concluyó sin ofertas en más de un tercio de las 105 parcelas ofrecidas, según la plataforma de subastas en línea EnergyNet. De los $12,5 millones en ofertas altas generadas el miércoles, $8,9 millones fueron para una sola parcela de 1480 acres en el condado de Converse.

El jueves se pondrán a la venta 17 parcelas adicionales en Wyoming. Los nombres de los postores aún no han sido revelados. Un grupo de la industria de perforación culpó del interés limitado a las políticas que han dificultado el desarrollo de petróleo y gas en tierras federales, como mayores regalías sobre la producción y los esfuerzos de la administración Biden para detener nuevos arrendamientos.

El Departamento del Interior de Biden había intentado suspender el programa federal de arrendamiento de petróleo y gas para estudiar sus impactos ambientales y climáticos, pero un juez federal lo bloqueó.

«Después de observar nuevos obstáculos para el desarrollo federal, incluida la prohibición de arrendamiento y los litigios, es posible que las empresas hayan decidido que no vale la pena el tiempo, el costo y el riesgo adicionales», dijo Kathleen Sgamma, presidenta de Western Energy Alliance, en un comunicado enviado por correo electrónico.

Lea la nota completa en Reuters.

    Diplomatura en producción de litio